Hacia la unión con Dios

Posts Tagged ‘Miedo’

Ciclo A, XXII domingo del tiempo ordinario

Posted by pablofranciscomaurino en septiembre 5, 2011

El miedo a la cruz

El Evangelio de hoy nos cuenta que Jesucristo comenzó a manifestar a sus discípulos que Él debía ir a Jerusalén, y que las autoridades judías, los sumos sacerdotes y los maestros de la Ley lo iban a hacer sufrir mucho. Que incluso debía morir y que resucitaría al tercer día.

Uno de los profetas, Jeremías, se queja: «Todo el día soy el blanco de sus burlas, toda la gente se ríe de mí. Pues me pongo a hablar con amenazas, no les anuncio más que violencias y saqueos. La palabra del Señor me acarrea cada día humillaciones e insultos».

Pablo, por su parte, nos ruega que, por la gran ternura de Dios, le ofrezcamos nuestra propia persona como un sacrificio vivo y santo capaz de agradarlo; y afirma que un culto así conviene a criaturas que tienen juicio. Dice: «No sigan la corriente del mundo en que vivimos, sino más bien transfórmense a partir de una renovación interior. Así sabrán distinguir cuál es la voluntad de Dios, lo que es bueno, lo que le agrada, lo que es perfecto».

Las tres lecturas, pues, nos dejan entrever que sin sacrificio no saldremos del egoísmo en que nos movemos. Pero la corriente del mundo en que vivimos es totalmente diferente: se erige el placer a toda costa y se le tiene miedo a hacer cualquier sacrificio por los demás; y eso es indiferencia total ante el mal ajeno.

La humanidad se ha convertido así en una multitud de seres solitarios. Para construir una familia, como Dios quiere, la cruz de cada día que Jesús nos dice que tomemos para seguirlo es la de pensar nuestro hermano y trabajar por él. Esa que hace que el «tú» sea más importante que mi «yo», y que me lleva a servir a los demás, a tratar de hacerlos felices y, así, mejorar este mundo, ideal que no se puede lograr sin miedo a la cruz.

La felicidad seguirá siendo una utopía si queremos conseguirla solamente para nosotros y para nuestro pequeño círculo de seres queridos.

Dios mismo nos muestra el camino: sigámoslo.

Posted in Homilías | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , | Comentarios desactivados en Ciclo A, XXII domingo del tiempo ordinario

Se buscan sacerdotes sin miedo

Posted by pablofranciscomaurino en marzo 19, 2011

 

Se buscan sacerdotes de oración, de vida interior, de intimidad con Dios. Sacerdotes que sepan cuáles son las prioridades de Dios en la economía de la salvación, porque hablan a Diario con Él, porque saben escuchar la voz interior del Espíritu Santo que los guía siempre en su lucha personal para ser mejores hijos y ministros de Dios y para aconsejar adecuadamente a las almas. Sacerdotes que nunca piensen que el tiempo que dedican a la oración es tiempo perdido sino que, por el contrario, con ello se enriquecen espiritualmente para cumplir con su misión.

Se buscan sacerdotes que no se sientan retrógrados por vivir como víctimas, junto a la Cruz de Cristo; porque se identifican con Él, y desean ser corredentores, en su vida de austeridad y de renuncias al mundo del placer, del poder, de la fama o del tener. Sacerdotes que sean capaces de ofrecer sacrificios voluntarios por las almas que les han sido confiadas, para que Dios las lleve por el camino del bien, de la paz y del amor.

Se buscan sacerdotes que, para saber “tocar” a los fieles, confíen más en la fuerza y el poder de Dios que en sí mismos o en sus técnicas; que crean menos en sus virtudes y más en Dios; que se den cuenta de que se consigue más con una vida interior profunda y diligente que con simpatía para atraer feligreses o cambiando las rúbricas de la liturgia para “hacerlas más asequibles”…

Se buscan sacerdotes que no tengan miedo de ahuyentar a los feligreses si les dicen que es necesario cumplir los mandamientos de Dios y de la Iglesia. Sacerdotes que —valientemente, como los apóstoles— enseñen a los fieles a luchar para ser cada vez mejores cristianos, a tener vida de oración para acercarse más a Dios, a hacer un apostolado alegre para atraer tanto a bautizados como a no bautizados al camino del amor, a poseer mayor conocimiento de su Fe, estudiando el Catecismo, la Biblia, los documentos de la Iglesia… el Magisterio.

Se buscan sacerdotes que celebren la Santa Misa como el centro de la vida espiritual, con devoción y respeto. Sacerdotes que sigan las recomendaciones sobre los ritos sagrados y las enseñen a seguir.

Se buscan sacerdotes que, con una obediencia fiel y delicada al Papa y a los obispos unidos a él, den ejemplo a todo el rebaño de Dios; que no se demoren en poner por obra las directrices de su obispo, de los sínodos, de los concilios y del Vaticano.

Se buscan sacerdotes completamente desapegados y confiados únicamente en Dios–Padre, que se sepan pequeñas criaturas y sean total y delicadamente obedientes a Dios y a su Iglesia, que le ofrezcan vivir crucificados con Jesús y unidos a Él en la Sagrada Eucaristía, que sean misericordiosos con todos y permanezcan indiferentes a todo lo que no sea amor, para que sean así eco del Espíritu Santo en todos sus actos, palabras y pensamientos, y hasta en sus sentimientos.

 

 

 

Posted in Sacerdotes | Etiquetado: , , , , , , , , , , | Comentarios desactivados en Se buscan sacerdotes sin miedo